Glaciares de fuego adulto

No sé qué vientos son estos que rugen tanto.

Son de primavera,

pero su frío me recuerda otros vientos mucho más fríos,

en que mi corazón guardaba mucho más calor.

Mientras más pasa mi vida, más conozco, y menos quiero saber.

Porque saber, es la astilla, y conocer, el filo.

Y las astillas frías se refugian en la carne caliente,

y se mimetizan entre sus fibras.

Y cuando su hielo se derrite, anega de desidia los sentimientos;

y los profana,

y los transforma en cosas adultas que no son bonitas, ni reales.

Porque lo real tiene que ser mágico, y un poco imberbe.

Y ahí es cuando caes de bruces frente el muro infinito que es «el crecer»;

cuando entiendes que ese viento no es tan frío,

pero lo sientes así porque el mundo se ha vuelto un enorme glaciar

del que solo saldrás cuando pases el tan mencionado «túnel»,

que no tiene nada de la tan ansiada «luz»…

y ese momento, no lo escoges tú.

Imagen: Canva

Visita el blog de JudithAA

https://ideasaltraste.home.blog/

12 Comments on “Glaciares de fuego adulto

    • Bueno, la situación bélica del mundo no me tiene muy pro-gente. Estamos viviendo tanto caos por culpa de nuestra propia mano, que no he podido aguantar la ira contra la adultez (con estas sombras malas que trae consigo)🙄. Como siempre, me quedo encantada con tus análisis a mi poesía, querida Olga🥰🥰🥰🥰

      Le gusta a 3 personas

      • Te diría que mucho ánimo; es lo justo. Pero, sea como sea el estado de ánimo que tengas ese momento, siempre lo expresarás de una forma extraordinaria, así que nunca dejes de escribir.

        Le gusta a 2 personas

  1. ¡Precioso poema Judith! Que jamás tu pluma se convierta en un glaciar. A veces es imprescindible cauterizar el dolor que nos causa la realidad. Y tú lo haces magistralmente a través de tus versos, plasmando sentimientos tan auténticos, Me ha encantado, muchas gracias por compartirlo.

    Le gusta a 1 persona

  2. «Mientras más pasa mi vida, más conozco, y menos quiero saber».
    Ohhhh, una frase que lo dice todo y que a veces cuesta tanto ese crecimiento.
    Ese saber que pesa, que pierde la inocencia y se llena de dolor.
    Fantástico, querida Jud.

    Le gusta a 1 persona

  3. Pingback: Glaciares de fuego adulto — Submarino de hojalata – Nuria Rubalcava

  4. Pingback: Glaciares de fuego adulto — Submarino de hojalata – Griselda Mota

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: